Noticias

Portada > Noticias > El Museo de Huesca participa en el programa «El arte que conecta» del Museo Nacional del Prado

El Museo de Huesca participa en el programa «El arte que conecta» del Museo Nacional del Prado

La obra ‘La Inmaculada de El Escorial’, de Bartolomé Esteban Murillo, podrá verse en Huesca entre el 28 de octubre y el 23 de noviembre

14 de marzo de 2024

Museos y centros

|

Exposición

|

El Museo Nacional del Prado, junto con el patrocinio de la empresa de telecomunicaciones Telefónica, pone en marcha la iniciativa, “El Arte que conecta”, que permitirá que miles de personas de fuera de Madrid puedan contemplar algunas de las obras maestras de la pintura que forman parte de las colecciones del museo.

Cuadros de Velázquez, Rubens, Goya, Ribera o Murillo, podrán verse en 18 instituciones españolas, invitando de este modo a sus ciudadanos a contemplarlos, disfrutarlos y sentirlos como parte de su región.

En esta ocasión el Museo de Huesca es el elegido en la Comunidad Autónoma de Aragón para participar en este programa. Esta institución recibirá entre el 28 de octubre y el 23 de noviembre de este año una obra emblemática de las colecciones del museo madrileño, La Inmaculada de El Escorial, óleo sobre lienzo de Bartolomé Esteban Murillo (1617-1682) de hacia 1665.

Además, el Museo de Huesca, también es una de las instituciones que forman parte del programa “El Prado Extendido”, un ambicioso proyecto que nace con el objetivo de proyectar la colección del Museo del Prado en el contexto nacional apostando por la gestión de sus depósitos, fomentando de este modo la presencia, visibilidad y acceso de la colección del Museo Nacional del Prado a todo el territorio español, favoreciendo su conocimiento y difusión.

El Museo de Huesca, institución de titularidad estatal y gestión autonómica, fundado en 1873, alberga desde el año 1879 varias pinturas procedentes del Museo de la Trinidad, institución desaparecida en el año 1872 y cuyas colecciones pasaron a formar parte de los fondos del actual Museo Nacional del Prado. Desde ese momento, varias de sus obras fueron depositadas en diversas instituciones, como es el caso del Museo de Huesca.

Esta estrecha relación entre la institución oscense con el Museo Nacional del Prado continúa hasta la actualidad, con la exposición de algunas de las obras del museo madrileño en la sala 6, que muestra pinturas religiosas de gran formato del siglo XVII.

Últimas noticias

Comparte
Send this to a friend